BLOGATELAS

Weblog, fotolog y podcast de Pablo Moro. O lo que es lo mismo, donde pongo mis "blogatelas"

miércoles, febrero 02, 2011

Si no le gustan tengo otros

Érase una vez un presidente de los Estados Unidos llamado Jimmy Carter que, debido al descontento popular, exigió a su amigo el Sha de Persia que emprendiera reformas democráticas dentro de su régimen. Su Majestad Imperial se puso a ello con el poco arte con que se ponen los absolutistas a esas cosas y, tras algunos intentos fallidos de cambio de gobierno y la población hirviendo, tuvo que exiliarse. Lo que en principio parecía una buena noticia se convirtió más tarde en la pesadilla del régimen de los Ayatolás, que escudándose en la liberalización del país sustentaron el crecimiento del fundamentalismo islámico. Dicen los profetas que en Egipto se corre el mismo riesgo: el hermoso tiro de la libertad a veces puede salir por la culata y aupar al poder a los radicales. ¡Qué simpática manera de defender unos principios ésta de la precaución!. Ya lo dijo Marx. Groucho.

Publicado en el Diario de Almería el 2 de Febrero de 2011.

1 Comentarios:

A las 7:44 p. m., Blogger Traubert escribió...

Cualquier posicionamiento corre el riesgo de la radicalización; cualquier uso de la libertad puede acabar en libertinaje...

Sólo que en Egipto no fue Jimmy quien encendió la mecha, sino el pueblo... Y eso, hermano mío, da un poco más de esperanza

Un idealista -qué te voy a contar...-

 

Publicar un comentario

Enlaces a este post:

Crear un enlace

<< Home